Patologías del Equilibrio

¿Mareos y vértigo?

equilibrio

La principal sintomatología de las patologías del equilibrio corresponden al vértigo, al desequilibrio o a la inestabilidad, conceptos que comprenden la percepción de que el cuerpo o el entorno físico que rodea al paciente está girando o desplazándose, generando incapacidad para permanecer de pie o produce una marcha en la cual el paciente va cayendo hacia adelante, hacia atrás o hacia los costados; habitualmente esta sintomatología es indicadora de una patología del oído interno, específicamente, en sus estructuras vestibulares, pero es imprescindible que se descarten lesiones cerebrales.

La prevalencia de alteraciones del equilibrio en la población general, varía entre un 5 a 10 % de la población menor de 40 años, aumentando a 40 % después de los 40 años de edad. A menudo se asocia a náuseas, vómitos, cefaleas, sudoración y/o fatiga.

Para diagnosticar un problema del relacionado a patologías del equilibrio, se requiere realizar exámenes que entreguen resultados objetivos: Examen funcional del VIII, con o sin videonistagmografía (VNG), Posturografías estáticas o Potenciales Evocados Miogénicos Vestibulares (VEMP).

Para estos pacientes resulta fundamental el poder contar con terapia de Rehabilitación del Equilibrio, la cual posibilita, mediante el empleo de plataformas oscilantes y visual en 3D, todo lo cual emula diferentes condiciones de la posición corporal, que pacientes con vértigo o con inestabilidad crónica recuperen su equilibrio mediante ejercicios posturales hechos y controlados por profesionales especializados, sin requerir el empleo de fármacos.